miércoles, 21 de septiembre de 2011

Urgente, lean!!! :$

Hola chicas, espero que esten bien. Bueno... tengo un pequeño problema, se suponía que yo debía hacer unos trabajos de la escuela, y la verdad he hecho muy poco, y si no los hago repruebo, la cosa es que, no podré subir nada esta semana, veré si la próxima puedo, por fis... no se enojen :$

domingo, 18 de septiembre de 2011

Mi Dulce Locura cap. 15

Jesse POV:

"Me quedé mirando a Clara por un momento, perturbado. ¿Habré oído bien? ¿Le gusta Nicholas? No, no... esto no está bien, ¡No le puede gustar mi mejor amigo! Aprisioné mi cabeza con ambas manos, y caminé en círculos  cerrando mis ojos para evitar verla... no podía, qué reacción esperaba sobre esto, ¿se supondría que iba a estar feliz? ¿Que los debía felicitar? Pues... no, lo lamento, pero no puedo con esto. Nicholas es mi mejor amigo, y por ende, lo conozco y sé que no es bueno para ella. Puede que tenga cara de guapo y todo lo que quieran, pero guarda cosas muy oscuras en el interior... pero... Oh Dios... ya sé por qué traía la cara de bobo y por qué estaba tan distraído"

-¿Lo haz besado?- pregunté temeroso por la respuesta, esperando que fuera un no...

-Si... pero no fue su culpa, yo lo besé a la fuerza.

-¿Qué?- pregunté más decepcionado aún -¿Y por qué hiciste eso?

-Pues...- rueda los ojos de una forma ingenua -Porque él vio cuando besé a Eric.

-Oh Dios...- me senté rendido en el sillón de su cuarto, la miré apenas ya que mi vista se nublaba -Creo que me dará un infarto con tantas confesiones- le miré decepcionado -¿Algo más? ¿Acaso te besaste con algún otro tipo estas dos semanas? ¿Ya perdiste la virginidad?- preguntaba al azar.

-Pues...- camina hasta la puerta y la abre -Mejor te vas antes de que te de un infarto- sonríe ingeniosa.

-No tienes ni idea de cuanto me haz decepcionado.

-Nunca actué como si yo fuera una niña inocente.

"Salí rápido del cuarto y con cada paso que daba, me detenía en cada esquina para poder afirmarme, no sabía si se me había subido la presión o qué. No entiendo por qué esto duele tanto, si en el fondo, siempre supe que tenía a una media hermana lejos, este año solamente la he conocido pero... creo que me he convertido en un hermano sobre protector. Entré a mi cuarto y me "lancé" en la cama, prendí la radio y cantaba algunas letras que me sabía, al rato después me puse a jugar Nintendo. Cuando ya estaba bien concentrado en el juego, al fin asimilando todo, golpean la puerta. Detuve el juego y grité a mi hermana"

-¡CLARA, LA PUERTA!

"Grité tres o cuatro veces, pero no contestaba. Me levanté irritado y bajé corriendo las escaleras. Abrí la puerta con ojos de rabia, pero rápidamente pasaron a ser de ternura, siempre pasaba esto cada vez que veía a Avril, no importara si habíamos peleado, siempre la miraba así"

-Avril... ¿qué haces aquí?

-Me preguntaba si ya se te había pasado el enojo- abre su cartera y saca unas películas -Y podríamos ver algunas películas- sonríe dulcemente -¿Qué dices?

-No lo sé... aún estoy decepcionado.

-¿Y por qué? Oye si fue por lo que pasó en la mañana, yo debería estar enojada contigo por verme desnuda

-No, no... no es por eso. Pero escuché que te sentarías con Eric, y bueno... creía que aún sentías algo por él y que yo solo interfería entre ustedes dos.

-No amor, no. Te amo a ti, y solo a ti, no quiero a nadie más que a ti, Eric es solo mi amigo, aparte él sabe todo de mí.

-Lo sé... bueno... entra- sonreí y dejé que pasara. Subimos hasta mi cuarto y justamente en el pasillo me encontré con Clara -Clara, entra a tu cuarto.

-¿Por qué? Esta es mi casa, y puedo estar en cualquier lugar de aquí que se me antoje, aparte hay que cuidar de que no falta nada cuando se vaya esta... obrerita.

-Oye, no permitiré que me trates así- dijo en un tono desafiante Avril, acercándose a ella -Por ti, puede que sea cualquier cosa, pero no soy una ladrona.

-Me da igual, quiero que te vayas de mi casa.

-¡Clara!- grité furioso -Deja atrás el odio, ¿podrías? O acaso quieres que le diga a papá que ya no eres virgen, o que te besaste con Nicholas y Eric.

-Y si no se va ella, o si llegas a decir a papá, les diré a todos sobre lo que pasó con Jessica.

-¿Quién es Jessica?- pregunta inocentemente.

-Avril, vete- dije en un tono frío.

-Pero...

-¡Vete!- le grité más furioso aún. Avril inmediatamente se va de mi casa, cerrando la puerta de un golpe. -¿Acaso no te da vergüenza?

-¿Y yo por qué?

-No tienes ni idea de quién fue o de cuanto significó Jessica para mí.

-Me da igual...- abre la puerta de su cuarto, pero yo cogí su brazo para seguir hablando -Aún no hemos terminado de hablar- dije en un tono distante.

-Ok, ya... si estás sentimental dime quien fue Jessica.

-No, Clara... no se trata sobre eso, tu egoísmo ya ha llegado muy lejos esta vez. ¿Acaso te molesta si ahora encuentro la felicidad con Avril? Dime la verdad...

-Jesse, yo...

-Basta, ya no te quiero escuchar...- entré a mi cuarto.

Clara POV:

"Sentí un horrible sentimiento dentro de mí, ¿sería culpa? No sé por qué había hecho todo esto, adoro a mi hermano, en serio que sí, pero por algún motivo no quiero que esté con Avril, no quiero que esté con nadie, solo quiero que se preocupe de mí, nunca tuve un hermano que se preocupara tanto por mí, él es el único. Suspiré un largo rato y bajé las escaleras lentamente, me dirigía a la cocina para beber una bebida energética, para poder soportar la noche, y mientras tomaba el primer sorbo, voltee a ver la derecha y vi que el humilde pero lindo bolso de Avril, se había quedado aquí. Silenciosamente, caminé hasta el bolso y lo abrí. Me senté en el sillón y vacié completamente el bolso. No había nada interesante, solo una colonia, cepillo de dientes, un saco, y un libro arrugado y viejo. Volví a guardar las cosas, y se me cayó el libro, por la fuerza del viento, se abrió hasta la mitad. Lo recogí cuidadosamente, procurando de que no se hiciera pedazos. Era su diario de vida, y me sorprendió ver lo que decía en la fecha del 31 de mayo, día que Avril conoció a Jesse:"

Querido Diario:

Hoy fue un día raro... muy raro, enserio. Encontré nuevos sentimientos en mi ser, tanto como ira, frustración, pena, rabia, amor... Wow... muchas cosas. Hoy conocí a dos chicos que son realmente guapos, pero los dos son muy diferentes, como el agua y el aceite. Uno es sensible, otro es rudo; uno es amigable, el otro es un Don Juan. Creo que ambos me gustan por igual, pero no me puedo hacer ilusiones con nadie, no quiero enamorarme si sé que luego debo marcharme. Odio mi vida, lamento ser tan dramática, pero es cierto. Toda mi vida, escondida, por el trabajo de papá, es un agente secreto del Gobierno, estuvo en Pakistán por un tiempo, y ahora es un fugitivo por toda la policía internacional. No es que odie a papá, pero le tengo mucho rencor, por su torpe empleo dejó a mi mamá cuando estuvo embarazada, ni siquiera nos da dinero para vivir, es solo mi mamá quién nos mantiene a ambas. Pero qué puedo hacer, mi mamá lo ama y siempre lo seguirá no importa a donde, pero siempre será así, creo que entenderías mejor si te dijera que si él le dice que se tire de un rascacielos, ella lo haría. No puedo vivir así, si no me voy luego de este lugar, estoy segura de que me acostumbraré a todo esto, y eso no sería bueno.
Siempre tuya, Avril.

Guardé rápidamente el Diario y salí de casa. Cogí el auto de Jesse y conduje hasta la casa de Avril. Mis nervios se sobrepasaban y me sentía algo enferma. Un señor abrió la puerta y yo rápidamente, sin decir si quiera hola, subí hasta el cuarto de Avril. Observé como rápidamente ella guardó algo debajo de la almohada, me quedé curiosa. Lancé su bolso en su cara y le comencé a hablar

-Eso se quedó en mi casa, como también tus secretos.- dije seria.

-¿Qué? ¿No entiendo de qué hablas?- dijo nerviosa.

-No vengas aquí con mentiras, sé lo que sucede.- dije harta -¿Qué de todo lo que haz dicho es verdad? ¿Tu padre es un fugitivo, está muerto, o las está buscando como desquiciado?

-Clara, tú no entiendes.

-No, lo que no entiendo es cómo pudiste haber puesto la vida del "chico" que supuestamente amas en peligro, sabiendo que el padre de él trabaja en el FBI.

-Es que no... yo nunca.

-Basta Avril, basta de mentiras.

-Estoy obligada a mantener todo en secreto, ¿entiendes? Si se enteran de donde está papá, nos matarán a mí y a mamá.

-Wow... esto parece como de película.

-Ya lo creo...

-Bueno, creo que no soy nadie como para pedir respuestas, después de lo de Jessica.

-Por favor, necesito saber quién es Jessica.

-No es el momento- abrí la puerta para marcharme, pero rápidamente Avril la vuelve a cerrar.

.Hablo enserio, Clara, quién es Jessica.

Suspira -Promete que luego de esto, no odiarás a Jesse, esto lo hizo cuando era un adolescente inmaduro, ¿está bien?

-Bien- suspira nerviosa.

-Tiempo atrás, Jesse conoció a su primer amor, Jessica, y bueno... tres meses de noviazgo, se probaron amor y de eso, Jessica quedó embarazada, Jesse quedó devastado y todo lo que se vivía en esos días fueron peleas, pero... Jesse en un ataque de rabia, él...- bajé la mirada.

-Él qué, Clara.

-Él la golpeó- estallé en llanto -Y Jessica huyó de todo con su bebé, ahora nadie sabe dónde está. Juro que Jesse está muy arrepentido por lo que hizo, por favor no lo odies.

-Dios...- dijo en susurro momentos antes de desmayarse.

sábado, 17 de septiembre de 2011

Mini Serie Jemi~ Niley: "Can't have you" (1º parte)

Nick Jonas > Ryan Jones
Miley Cyrus > Amanda Rodriguez
Taylor Swift > Sara Rodrigues
Joe Jonas > Drew Jones
Demi Lovato > Destiny Black
Delta Goodrem > China Jhonson
________________________
Ryan Jones POV:


"¿Alguna vez te sentiste como si no valieras nada, que eres basura? Bueno... esa es la manera en que me siento ahora, soy un imbécil. Todos decían lo que ocurría y yo nunca hice caso, que tonto fui... por buscar la diversión, encontré mi propia perdición. Estos días no he podido dormir, preguntándome a mí mismo cómo podría pedir disculpas por lo ocurrido, lo que hice no merece perdón, y sé que no puedo obligarla a que me perdone, no podría causarle una escena, pero muero por saber lo que piensa en este momento acerca de mí. Creo que solo estoy confundiendo, así que es mejor viajar hace 5 meses atrás..."


~ Hace 5 meses atrás ~


"Era una fría mañana de verano, a eso de las 6:30 de la mañana, aún estaba oscuro, pero dos chicas llamaban la atención de una forma minúscula y singular. Una de las chicas era alta, delgada, cabello rubio y ondulado, con unos grandes ojos azules; la otra chica era más baja, de cabello castaño claro semi ondulado y de ojos turquesa. Ambas chicas se apoyaba la una de la otra, como si fueran amigas. Se encontraban fuera de una Academia que solo la gente que tiene grandes talentos, lograba entrar, mientras esperaban porque alguien abriera la puerta, un chico alto de cabello marrón ondulado, y de ojos café... se acerca hasta ellas"


-¿Quienes son ustedes?- pregunta en un tono distante.


Cuando la chica más baja, intentó hablar, la chica rubia la interrumpe -Queremos hablar con el encargado de la Academia.


-Soy yo, vengan.


"Las chicas, rápidamente acataron las ordenes del joven, sin decir ni media palabra en todo el camino. Llegaron hasta un escritorio, mientras el joven ordenaba algunos papeles, la chica menor sonríe al ver la rapidez de sus manos, agarrando algunos papeles y dándolos vueltas sin parar. El joven mira detenidamente lo que la chica hace, entonces mira a la chica rubia confundido"


-¿Acaso es tonta o qué? No aceptamos a gente así en esta Academia.


-No es tonta- defiende rápidamente a la chica -Es una chica muy inteligente, con grandes talentos.


-¿Así? Quiero que me los enseñe. ¿Cuales son?


-Piano.


-Bien... es un inicio- abre la puerta que estaba detrás de él -Vamos, quiero oírla tocar.


"Asegurandose de que el chico ya se haya ido, la chica de cabellos café mira preocupada a la chica rubia"


-Pero Sara, yo no puedo tocar si él me observa- dijo desesperada.


-Tranquila- dijo en un tono suave -Haz cuenta que solo estamos tú y yo.


"La chica de cabellos café toma un respiro y sigue a la chica rubia hasta encontrar un salón lleno de instrumentos musicales, ya sea de viento, cuerda o percusión. La chica de ojos turquesa, amarra su cabello con un broche y vuelve a respirar profundo. Camina lentamente hasta el piano, observando cada detalle del inmenso piano que estaba a un palmo de ella. Ubica su ombligo en el centro del piano, y comienza a tocar una de las más conocidas sinfonías del compositor, Isaac Albéniz. El chico asombrado por su talento, mira fijamente la rapidez de las delicadas manos de la chica, su pasión al tocar cada nota con una expresión seria pero concentrada. Al termino de la última nota, la chica rubia mira esperanzada al joven, y comienza a hablar..."


-¿Podría aceptarla?


-Creo que... tenemos uno o dos cupos aquí...- suspira y se levanta del asiento -Bienvenida a la Academia, te esperamos en dos semanas más- se retira.


-¿Es enserio?- preguntó sin creerlo -Sara, ¿es enserio o qué?


-Claro que es enserio, te dije que lograrías entrar...


-Wow...- no sé qué decir- dijo algo anonadada


-Esto te lo mereces, Amanda... tienes un gran talento.


-No exageres... recuerda que mamá me enseño a tocar.


-Fuera de eso, sabes que los chicos con el Síndrome de Asperger tienen muchos talentos.


-Sara... no quiero que nadie se entere que tengo esa enfermedad- dijo avergonzada.


-Tranquila... pero no te debes sentir menos, eres una chica normal, a pesar de todo...


-Lo sé, pero no quiero ser objeto de burlas, no esta vez.


-Bien... lo entiendo- sonríe cariñosa y le da un formidable abrazo a su hermana -¿Te parece si tomamos un helado?


-¿A las 9:30 de la mañana?- dijo riendo.


-Pues... ¡si! ¿por qué no?


-Bien... vamos- se agarra del brazo de su hermana, y salen de la Academia.


"Los días transcurrieron lentamente desde entonces. Sara, la hermana mayor de Amanda, estaba preocupada aún, preguntándose si sería lo correcto dejar sola a su hermana en una Academia donde hay mucha competencia y envidia por doquier. Jamás se habían separado, y en el fondo, Sara se sentía culpable por romper la promesa que le hizo a su madre antes de morir: "Nunca dejar sola a Amanda" ¿Será por apego? ¿Algo cercano a lo que su madre fue? Algo así... a los cuatro años recién cumplidos de Amanda, su madre se había dado cuenta que tenía mucha distracción con cosas torpes, y que tenía algo de dificultad para hablar. Quizá no era algo tan serio, pensó su madre, pero aún así decidió llevarla hasta un neurólogo, resultó que era algo mucho peor, por alguna razón su hija había contraído un Síndrome poco frecuente para la gente, Amanda tenía el Síndrome de Asperger.
Toda la vida había sido el objeto de burlas para sus compañeros, así que decidió que no iría jamás a la escuela, por lo que se contrató a un profesor especial para ella. Sara siempre había estado hay, siendo la hermana mayor, siempre amó mucho a su hermana, pasara lo que pasara, ella siempre se encargaría de ella, para que no le faltase nada, siendo ella misma la que también se alejaría de gente de su entorno, pero prefería miles de veces a su hermana que tener amigos sin corazón. Amanda de 15 años, y Sara de 21, habían sido dos hermanas inseparables hasta este año, Amanda había cogido un gran talento hacia el arte dramático y la música y lo único que deseaba era ir a algún lugar donde poder pasar el rato con lo que más amaba, y Sara debía dejarla ir... aunque le rompiera el corazón... en todos estos años, siempre había estado al lado de su hermana, y odiaba admitir que ella necesitaba más a Amanda, que Amanda a ella.
El 12 de julio, Sara deja a su hermana en la Academia, llorando y sin dejarla ir, Amanda tuvo que intervenir para que la dejase ir..."


-Promete que me llamarás en caso de cualquier cosa, ¿si?- le pidió entonces entre sollozos.


-Si Sara, lo prometo... vete llegarás tarde al trabajo- dijo ya harta de la situación.


-Bien... cuídate- besa la frente de su hermana y sale corriendo de ahí.


"Mira con grandes ojos la Academia a la que comenzaría ir ahora, sería un nuevo comenzar, debía hacerlo. Decide tapar su cabello con el gorro de la chaqueta gris que llevaba puesta, sin querer llamar mucho la atención. En cuanto caminaba, miraba fijamente el suelo, asegurándose si estaba completamente limpio, entonces tropieza con un chico que estaba delante de ella."


-Oye, ¿pero qué diablos te pasa? ¿Acaso eres ciega o qué?- pregunta furioso.


-Lo siento... no me fije donde iba- sonríe amistosa mente -Fue un gusto saludarte, eh...- mira su bolso, el estampado de su nombre que llevaba escrito -Drew... nos vemos luego- abraza al chico y se va lentamente.


-¿Qué?- preguntó para si mismo, confundido.


"Llegó hasta el cuarto 626, cuarto donde dormiría con otra compañera. Lanza su bolso lejos de ella y salta hacia la cama, suspirando al fin."


-¡Hola!- dijo una voz amigable -Tú debes ser mi compañera, me llamo Destiny Black, ¿y tú?


-Amanda Rodriguez...- dijo sin emoción alguna.


-¿Qué talentos tienes?


-Piano... y casi todos los instrumentos, ¿tú?


-Actuación- sonríe y se acerca hasta ella -Creo que seremos buenas amigas, ¿no crees?


-¿Amigas?- pregunta confundida.


Bueno... si no quieres, entonces no lo seremos...


-No es eso... es solo que nunca tuve a una amiga, mi única amiga es mi hermana Sara, creo que te simpatizaría.


Ríe -Bien... me la tendrás que presentar algún día.


-Bueno... iré a conocer a los profesores, nos vemos luego- toma su mochila y sale del cuarto.


Observa que a Amanda se le cae un frasco y lo recoge, lee fijamente el nombre escrito sobre el frasco y se queda sorprendida -¿Drogas?- sale corriendo del cuarto y busca a Amanda. -¡Amanda!


Voltea a mirarla -¿si?


-¿Por qué traías drogas en tu mochila?- dijo aún agitada.


-¿Qué? ¡No son drogas!


-Son relajantes musculares, osea drogas de todos modos.


-No es lo que crees...


-No, pensé que seríamos amigas pero si eres drogadicta, olvídalo- da media vuelta y se marcha.


-Tengo el Síndrome de Asperger- dijo en susurros, y Sara voltea a mirarla -Esas pastillas me ayudan a relajarme y poder sociabilizar con el mundo exterior... no es fácil.


-Amanda... no tenía ni idea...- dijo en un tono culpable.


-No quería que nadie lo supiera... no quería volver a ser humillada


Sonríe -Te prometo que me encargaré de que eso no suceda.


Le devuelve la sonrisa -Gracias....
_____________________________________


Preguntas:


1.- ¿Te gustó?
2.- ¿Cuál fue tu parte favorita?
3.- ¿Qué crees que pasará en el siguiente capítulo?
4.- ¿Te está gustando la historia?


Comentar si quieren que siga la Movie.

sábado, 10 de septiembre de 2011

Mi Dulce Locura cap. 14

Hola!!! Bueno pondré de nuevo a los personajes para que no se olviden de quien era quien, bueno? :D :


Miley Cyrus > Avril Park 

                                                                                                                                    


                                                             Joe Jonas > Eric Stone








Demi Lovato > Rose Stone                                                                        Nick Jonas > Jesse Adams











Selena Gómez > Clara Adams
(Sé que era Clara Sturione,
pero como es la hermana de Jesse,
mejor dejarla con el mismo apellido :D)
                                                   Nicholas Fiore > Taylor Lautner















Taylor Swift > Evelyn Bell

                                                           Kevin Zegers > Sean Franklin
                                                  (Aún no aparece, pero pronto lo hará)






Emma Watson > Leticia Bush
                                                                  Tom Felton > Tomas Bush
                                                                             (Pronto aparecerá)









Gonzalo Valenzuela > Wilson Parker

_________________________________________________________
-¿Qué?- preguntó Evelyn, desconcertada por tal oración recién dicha de Rose -Mientes...

-No, no miento...- saca su celular de su bolsillo, y se lo muestra -¿Ves la foto de perfil? Somos él y yo besándonos...

-Dios, no...- derrama unas cuantas lagrimas -Desgraciado, infeliz...

-Ni que lo digas...- responde suavemente -Por eso quiero que nos aliemos para planear algo así como una pequeña venganza...

-No, no creo... sé que lo que hizo fue malo, pero no podría hacerle daño...

-Oye, no me malinterpretes... no contrataríamos a alguien para que lo golpease, no... yo diría algo más satisfactorio, algo para que no lo volviera a hacer- sonríe malignamente, deslumbrando sus blancos dientes -¿Qué dices?

-Pues...- gira los ojos -me gustaría que aprendiera la lección para que ni una otra chica volvase a caer...

-¡Perfecto!- la agarra del brazo y la lleva hasta su propia casa

-¡Hey, espera! ¿Cómo te llamas?

-Rose Stone... voy en 4º ¿en qué grado vas tú?

-Último, de hecho...

-Bien... es el inicio de una buena amistad...

-Disculpa pero después de haber sabido que tú estuviste con mi novio, dudo mucho que pueda haber una amistad entre nosotras...

-Como sea... debemos idear algo para hacerle entender la lección.

Dibuja una sonrisa ingenua sobre su rostro -Creo que tengo algo...

Avril POV:

"Habían pasado dos largas semanas y era hora de marcharnos del campamento. Wow... me había acostumbrado a todo aquí, a Jesse... no sé por qué tengo el miedo de que cuando volvamos, todo cambiará... espero que no. Bueno todos estos días, lo único que hemos hecho es recorrer siempre lo mismo... pero era divertido porque todos actuaban como tontos, y era como una real comedia. Bueno mi relación con Jesse... era siempre peleas en el día, y cariños al atardecer... siempre era lo mismo. Con Clara, nos seguíamos llevando mal... ella me odia, y no sé que le hice... creo que fue haber sido novia de Eric. Y bueno con el mismo Eric... pasamos unos días sin hablar, pero luego nos reconciliamos, pasábamos todo el tiempo juntos, y fue por eso que tuve una gran pelea con Jesse... porque creía que entre él y yo aún había algo, ¡Qué tonto! Bueno... pero pudimos arreglarlo. Bueno... he vivido muchas locuras estas dos semanas, locuras buenas... pero extraño a mi amiga Rose... sé que debe ser difícil verme ahora que lo sé todo, le quité, literalmente, al chico que ella ama... que difícil... no me podría imaginar estando en los zapatos de Rose ni por un segundo.
Entonces ahí estaba, en mi cabaña que comparto con Clara y otra chica. Ordenaba mi ropa y la metía dentro de la maleta, ya que hoy nos devolvíamos a Boston. No hallo la forma en caerle bien a Clara, y debo hacerlo cueste lo que cueste porque después de todo, es la hermana de mi novio. Las demás chicas se habían ido a las duchas y yo mientras tanto me estaba vistiendo. Cuando me quitaba la sudadera que usaba de pijama y dejaba en cubierto a mis senos, siento que alguien abre la puerta. Creí que eran las chicas por lo que seguí asiéndome  entonces siento unas manos grandes y masculinas rodeándome la cintura. Mi estomago se retorció, y yo comenzaba a temblar...

-Muero por hacerte mía...

-¿Jesse?- rápidamente tomé una playera y tapé mis senos -¿Qué haces aquí? ¡Me estoy vistiendo!- le reclamé furiosa.

-Lo siento... quería verte antes del viaje, y esperé a que las chicas salieran para que estemos solos. Creeme que nunca fue mi intención verte desnuda.

Arrugué mi nariz y le dirigí una mirada de hielo -No sé por qué no te creo... recuerda lo que pasó hace tiempo atrás.

-Eso fue cuando era un niño...

-Eso fue hace dos meses...

-Lo siento...- se acerca para abrazarme, y yo contenta le acepté el abrazo, fue entonces en que caí en su trampa. Había descuidado por un segundo mi postura, haciendo que la playera cayera y quedase semi-desnuda frente a él. Jesse se separó un poco de mí y miró directamente mi torso desnudo hasta clavar sus ojos marrón frente a mis pezones desnudos -En verdad eres una obra de arte.

-Jesse no...- le dije incómoda, bajando la mirada. Me agaché un instante para recoger la playera, entonces encontré sus ojos otra vez sobre la playera -Esto ya no me está gustando Jesse, vete...

-Vamos amor... no seas aburrida.

-¿Aburrida?- fue cuando estallé -¿Crees que ser aburrida es estar vestida, y ser divertida ser una perra? Pues si, lo siento soy muy aburrida...- me volví a poner a sudadera, cerrando hasta un punto en que Jesse se perturbó...

-No me hagas esto...- dijo en un tono de dolor.

Sonreí ingenuamente -¿Qué cosa?- me acerqué más él hasta chocar con la pared -No te ves bien, cariño- posé mi mano en su frente -¿Tienes fiebre?- dije en un tono sexy.

"Quise continuar la rutina para calentar a Jesse, fue entonces que poco a poco comenzó a derretirse, estaba sudando como un puerco. Entonces lo encaminé hasta la puerta, hasta llegar a la puerta."

Comenzó a besar mi cuello, y honestamente podía decir que me encantaba el contacto de sus labios sobre mi piel desnuda... me hacía sentir toda una mujer, pero el momento no era correcto y quería hacerle saber algo, no podía jugar conmigo -Por favor... déjame tomarte- dijo desesperado.

-Con gusto lo haría, Jessie... pero se te olvidó algo.

-¿Qué cosa?- preguntó curioso.

Me acerqué seductoramente hasta su oído y le comencé a susurrar -Yo no soy una puta- antes de que me pudiese decir algo en su defensa, abrí la puerta y lo eché. Sentía como golpeaba desesperadamente la puerta, y yo solo reía. Levanté la frente y comencé a vestirme.

Clara POV:

"Me encontraba en las duchas, vistiéndome... terminé de arreglarme y me dirigí hasta el espejo, voltee a la derecha y me dí cuenta que a unos cuantos metros se encontraba Nicholas hablando con Jesse. Enojada por tal escena, tan solo me peiné un poco y me dirigí hacia donde ellos estaban."

-¡Hola chicos!- sonreí falsamente, besé dulcemente a mi hermano y lo abracé, quedando frente a frente con Nicholas. Comencé a hablar con él a través de señas.

-¿Le dijiste?- le dije haciendo señas nefastas.

-No, claro que no...

-Más te vale- me despegué de mi hermano. Lo miré fijamente y él me miró extrañado por mi reacción tan dulce e inesperada, nunca actué tan dulce con él, espero que no esté sospechando nada -Entonces... ¿nos sentamos juntos en el autobús?

-No, lo siento... me sentaré con Avril.

-¿Con Avril?- Tuche, un clavo sacó a otro clavo -Vaya... qué raro...- caminé lejos de él.

-¡Clara!- escuché la voz de mi hermano llamarme, sonreí para mis adentros y voltee a verlo -¿Qué sucede?

-Nada... es solo que escuché tan entusiasta a Avril por sentarse con Eric en el bus que... creí que te podrías sentar conmigo.

-¿Avril se iba a sentar con Eric?- preguntó en susurro para si solo, decepcionado.

-Si bueno... no te preocupes...- di otra vez media vuelta.

-¡Espera! Si me sentaré contigo...- dijo en suspiro.

-¡Excelente!- corrí a besarle la mejilla y me fui.

"Simulé como si me hubiese perdido en el bosque pero inmediatamente me escondí cerca de un árbol cerca de los chicos. Necesitaba saber si hablaban de mí"

-Oye...- dijo de la nada, Jesse -¿Tienes algún problema con mi hermana?- le preguntó curioso a su amigo, Nicholas.

-No... ¿por qué?- preguntó nervioso.

-Porque... es como si... se cayeran mal, o algo así... bueno creo que solo soy yo...

-Espera... ¿crees que entre ella y Eric pueda haber algo?

-No lo dudo... ella lo ama con locura, por eso le ganó odio a Avril, pero eso no importa... ¿o si?

-No, claro que no importa...

"Ambos se dieron media vuelta, perturbados. Pero algo me había llamado la atención... Nicholas se veía triste por lo que le acababa de confesar Jesse, sería que... ¿sentía algo por mí? No, no lo creo... él es popular y puede tener a cualquier chica que quisiese... ¿por qué se fijaría en una chica como yo? Bueno... la verdad es que me encantó su beso, más que el de Eric y... ¿qué diablos estoy diciendo?"

~§~

-¡Jesse!- grita emocionada Avril, desde lejos... corre hacia él y le muestra una cara amigable -¿Nos sentaremos juntos, cierto?- pregunta ingenuamente.

-Creo que es mejor que te sientes con Eric...- contestó frío y distante, intentando zafarse de Avril.

-¿Sucede algo?

-No que va... nada, solo prefiero sentarme con mi hermana, por lo menos con ella no me siento como un premio de consolación- se va.

-¿Premio de consolación?- preguntó confundida.

-Hola Avril- sonríe amigable

-¡Eric! ¿Te gustaría sentarte conmigo en el autobús?

-¡Seguro!- se apodera de su brazo y comienzan a caminar juntos hasta el autobús -¿Jesse te canceló?

-Algo así... está raro, creo que anda en sus días- ríen un poco

-Niña malvada- gruñe tiernamente.

-Ya me conoces- sonríe.

Avril POV:

"Habíamos llegado a Boston, y casi la mitad del viaje me la pase hablando con Eric, la otra mitad. Eric se las pasó durmiendo, lo arropé con mi sudadera y yo me puse a escuchar música de mi IPod y me pude dar cuenta que Jesse no apartaba su fría mirada sobre mí, algo que me perturbaba. No sabía por qué había dicho tales palabras pero tenía un serio presentimiento que era Clara quien quería que nos separásemos... no lo iba a conseguir. Llegué a casa, y sentí como el dulce olor callejero se apoderaba de mi olfato, grité 5 o 6 veces el nombre de mi mamá y nunca salió. Entonces fui a mi cuarto y encontré al "hombre" parado ahí como si nada, viendo la noche estrellada, a través de la ventana. ¿Qué se suponía que hacía él aquí? ¿Acaso no le alcanzó con destruir a mamá?"

-Hola hija....

-No me llames tu hija, Wilson... no tienes ni un derecho.

-¿Cómo que no? Si soy tu padre

-Un padre no echa de su casa a su esposa y a su hija y luego no se preocupa si quiera de llamarlas para saber cómo han estado.

-Lo lamento

-No importa, quiero que te vayas...- abrí la puerta de mi cuarto, haciéndole querer decir que no lo quería ahí.

-Tu madre está en el hospital, un loco la atropelló y ahora está en coma. No puedo dejarte aquí sola por la vida.

-Espera...- le dije espantada -¿Mi mamá está en el hospital? ¡Debo ir a verla!

-No ahora... necesitamos irnos, estamos en riesgo aquí...

-Si claro...

-Es enserio, Avril... y tú sabes la razón del por qué.

-No es justo que nos metas a mí y a mi madre en esto.

-Lo lamento, pero no hay alternativa. En una semana más, debemos irnos.- se va de mi cuarto, golpeando la puerta.

Decaí en el piso y dejé algunas lagrimas correr sin tener tacto con ellas. No quería más... solo quería que mi madre mejorase para que me dijera qué hacer...

Jesse POV:

-Clara, abre la puerta, debemos hablar- le dije en un tono bajo, detrás de la puerta. Me urgía hablar con ella.

-¿Qué sucede?- abre al fin la puerta, clavandome una mirada confusa.

Entré a su cuarto, y le miré rigido -Necesito saber si es verdad que te besaste con Eric...

-Pues si... pero si te sirve de algo, no sentí nada, hay otro chico que me gusta mucho más que Eric.

-¿Así? ¡Quién!- pregunté emocionado.

-¡Nicholas!- contestó con el mismo grado de emoción que yo.

-¡¿Qué?!
__________________________________________________

Espero que les haya gustado, espero comentarios plis!! :$

Hola! :)

Hola tengo un nuevo blog y me gustaría que le echasen un vistazo. No se trata sobre series o Disney o algo parecido, es sobre.. vida o algo asi por llamarlo xD

http://restlesstilyouremine.blogspot.com/

Espero que les guste :D

viernes, 9 de septiembre de 2011

Por Siempre Juntos cap. 16: "Enchanted" (Último cap)

(4 años después)
Prólogo:

En la fría tarde de Septiembre, se sentía el fuerte viento golpeando todo a su paso. Los Ángeles había perdido su brillo, literalmente, después de todo lo sucedido hace precisamente 4 años atrás. Las risas habían cambiado a ser tan solo... caras largas y amargura, bueno... no se podía pedir nada más. Todos guardaban en su memoria, la fría tarde del Diciembre 21, grandes y finos vestidos preparados para la "gran ceremonia" pero que en el fondo, era muy triste, una celebración irónica. No había sido nada fácil tomar tal decisión de Maite, pero... era algo de vida o muerte, que la colocaban entre la espada y la pared, cualquier cosa que pudiese decidir jugaría en contra y ella no podría hacer nada... solo quedaba esperar hasta su muerte para poder liberar su alma de la tristeza, lamentablemente... no podría pensar solo en ella, había gente en riesgo y ella debía ver por ellos.
Hace un año, Maite había conseguido su título en: "Medicina General" con calificaciones hipócritas, pero al fin y al cabo tenía su título. Fuera de eso... todos salieron con su título, solo que desde antes: Liam recibió su título en Psicopedagogía; Miguel su título en Psicología junto a Marie y Julieta; Lizzie recibió como toda una triunfante su título en leyes y los demás tales como Roberto, Angel, Barbara y Edward... siguieron trabajando en la Universidad.
*Y si preguntan: "¿Qué pasó después de que Maite dejase a Miguel?" pues... solo pasó lo que debía pasar, Miguel ya había entregado su tesis por lo tanto ya estaba titulado, y tristemente cegado con tanto dolor decidió lo mejor para su salud, alejarse de la sociedad. A la semana siguiente, sin que nadie lo supiese, habría tomado un vuelo a Ecuador, para poder encontrar su felicidad costase lo que costase. Maite había entrado en un cuadro de depresión gigantesco, difícil de salir, pero debía continuar con su decisión, estaba a días de casarse... y se supondría que sería el día más feliz de su vida, pero fue todo lo contrario. Al llegar al altar con un largo vestido de color crema, de escote pronunciado y sin mangas, se había desmoronado en el altar, sus lagrimas estropeaban el maquillaje y todos sabían que sus lagrimas no eran de felicidad. Liam con su frívola sonrisa, desviaba la atención de los invitados, algo había que hacer. Luego, la peor parte... "Luna de Miel" Liam no fue nada sensible con lo que hacía, tomaba a Maite con poca delicadeza, como si fuera un monstruo sediento cazando a su presa... sinceramente, esa noche había sido una pesadilla. Los días de su matrimonio habían sido... solitarios, no se hablaban y Maite solo se entregaba a él para que hiciera lo que quisiera con su cuerpo pero no con su espíritu, porque eso era lo único que nunca podría tomar. Dos años después, había quedado embarazada, y el bebé que esperaban era un hermoso niño de ojos verdes, como los de Maite, y de cabello rubio como el de su padre... era un hermoso bebé.
*Ahora quizá se pregunten que habría pasado con Roberto y Lizzie, todo estaba muy bien. Ambos tenían peleas cada día, pero siempre ganaba Lizzie por su fuerte carácter, bueno... ambos se amaban demasiado. Al año siguiente del matrimonio de Maite y Roberto, año en que por fin terminaría sus estudios, había recibido la noticia de que a su madre la habían apresado por malos tratos. Lizzie estaba feliz, algo raro por ser la hija pero... no se sentía culpable de nada al respecto, al fin había encontrado el lugar donde ella pertenecía. Roberto había reducido sus horas de trabajo y solo se dedicaba en atender las consultas de sus alumnos, ya había estado ahorrando para comprar su casa propia y pedirle matrimonio a Lizzie, por un momento, el corazón de Roberto se había roto al ver que Lizzie no quería ser su esposa, pero a los segundos después de que Lizzie dijera eso, ella misma dijo que odiaba todo eso de matrimonio, pero que si estaba dispuesta a vivir toda una vida con él, eso era suficiente para ellos. Todas sus cosas estaban juntas, ambos tenían cama propia, vivían juntos y realmente parecía un matrimonio. Como toda gran pareja, siempre tenían sus altos y bajos pero hayaban la forma para librarse de sus problemas. El problema más grave que hubo fue que Roberto se haya tirado a la bebida, todo eso provocó grandes discusiones y al momento en que Lizzie estaba dispuesta a dejarlo, él le prometió que nunca más lo haría... su amor había sido triunfador otra vez. Tres años más y Lizzie también había quedado embarazada, y junto a Maite estaban muy emocionadas, ya que tendrían a una parejita, Maite y Liam tenían a un hijo varón llamado Christopher, y Lizzie y Roberto tendrían en 3 meses más a una hija llamada Elizabeth... todos estaban muy ilusionados en que algún día Christopher y Elizabeth llegaran a ser pareja, pero no había presión en eso... en el fondo, Lizzie también se vio muy perjudicada con el casamiento entre Maite y Liam, ya que Roberto cambió sus pensamientos sobre Maite, no es que la llegase a odiar... pero su amistad había acabado.
*Julieta no había vuelto a ver a Edward.
*Tras haberle dado tantas vueltas al asunto, Marie y Daniel empezaron a salir... durante años nadie quiso dar el segundo paso, pero... Marie se fue a vivir un tiempo con él hasta que Daniel al encontrarse confundido entre Marie y otra chica llamada Nicole, decide terminar su relación con Marie, rompiendo cualquier lazo que  había tenido con ella.
*Angel y Barbara no habían vuelto a verse, pero Angel comenzó una dulce amistad con Julieta que pronto se convirtiría en algo más.

Eso había pasado en estos 4 años. La vida continuaba como si nada, y Roberto se comunicaba a escondidas con su hermano. El bebé de Maite ya tenía 1 año y era el regalón de todos. Entonces este día, Septiembre 31 se habían puesto de acuerdo para reunir a toda la Generación en una linda fiesta de la Universidad. Todos se encontraban emocionados al volver a encontrarse, ya que no todos se volvieron a ver.
Ya era de noche y el salón se estaba llenando de los ex estudiantes de la Universidad. La dulce melodía de un Vals se apoderaba del ambiente, y todos se encontraban encantados por el reencuentro.
Quizá Maite y Liam no se amaban realmente, pero si se habían tomado un cariño extraño, algo así por llamarlo amistad... solo que con lujos.
Mientras todos se encontraban esparcidos entre sí, parecía que todos de repente se habían esfumado, Maite y Lizzie intercambian miradas confusas y deciden ir a ver lo que sucedía, fue entonces cuando encuentran a un hombre alto, de una figura musculosa y atractiva robándose el escenario. A Maite se le revolvió el estomago al ver esos cálidos ojos marrón a unos metros de ella, "Había cambiado..." se repetía dentro de su cabeza. Ahora ese hombre, que amó y que al verlo de nuevo se da cuenta que aún lo ama con la misma locura que de años atrás, había cambiado... para bien. Ya no era el chico tímido y débil de antes, no, era todo lo contrario. Parecía que Miguel se había vengado de ella, en todo aspecto... alguna vez le había dicho que le encantaban los hombres tan delgados, placidos y sus encantadores rizos café, pero todo eso lo había cambiado. Había cortado su cabello, y apenas se notaban algunas ondas en su cabello salvaje. Entonces Maite esperó, contemplando cada segundo en que lo veía, vio como una hermosa mujer alta y rubia, de pechos amistosos, abrazaba vulgarmente a su ex amado. Sintió un deseo frustrado de celos, que ese mismo sentimiento hizo que se fuera a la terraza, un acto cobarde... pero era débil y no lo podía admitir. Atrapada por sus pensamientos, se dio cuenta de la presencia de una mano grande acariciando su hombro desnudo. Volteó a su derecho para ver de quien se trataba, era Liam.

-¿Todo bien, linda?- preguntó dulcemente, provocando un raro sentimiento en el interior de Maite.

-Eso creo... es solo que...

-Aún lo amas...- bajó la mirada.

-Lo lamento Liam...

-No, yo lo lamento. Si no hubiese actuado como un niño pequeño todo este tiempo, tú y él serían felices en este mismo instante.

-Tenemos a un hermoso hijo...- dijo a los 10 segundos después, con algo de nostalgia.

-Maite yo te amo... pero si quieres ir con él, yo te entenderé.

-Mi vida ya está hecha y sé que por algún motivo fue así.

-Está bien...- abre ampliamente los brazos, haciendo que Maite rápidamente viniese hasta él...

-Bien, los dejo solos.

"En el momento que Liam dijo tales palabras, Maite se confundió, al ver marcharse Liam, se dio cuenta que ahí estaba Miguel. Frente a frente y con miradas serias, Miguel decide acercarse hasta ella... ambos miraron calidamente el horizonte, y al tiempo después, Miguel comienza a hablar..."

-Ha pasado un largo tiempo... ¿no crees?

-Si, eso digo...- suspira -¿Qué haz hecho de tu vida?

-Fui a Ecuador a trabajar por un tiempo, pero necesitaba... otra cosa, por lo que me fui a Australia y conocí a Diane.

-¿Diane? ¿La chica rubia del vestido rojo?

-Si, ella... es mi prometida.

"Tales palabras sonaron como un Boom en la cabeza de Maite... la había olvidado... se sentía triste y anonadada, y culpable... ella ya había hecho su vida, no podía obligar a Miguel a que la amase eternamente, siendo que ella duerme con otro hombre cada noche"

-Te felicito...- dijo finalmente Maite, con algo de rencor -Ella es hermosa y no sabe cuanta suerte tiene al tenerte...

-A pesar de que ambos tengamos en este momento vidas distintas, me quedaré con el hermoso recuerdo que tú y yo tuvimos un gran amor.

Nostalgicamente, una sonrisa rota se desprende de su ser... Miguel al suponer lo que ya se pronunciaba, decide abrazarla. Por un largo rato, Maite estuvo llorando en el hombro de él, en cambio Miguel, no tuvo las suficientes agallas como para llorar frente a Maite, aunque si tenía los ojos llorosos e hinchados. Ambos se separaron y se miraron de pies a cabeza.

Sonríe sin rencor -Estoy encantada de haberte conocido.

Le devuelve la sonrisa -También lo digo... ¿Qué tal si entramos? Está corriendo mucho viento...

-Me parece bien...- entran nuevamente.

~§~

-Por Dios Marie... no tenía ni idea de eso- dijo espantada, Lizzie.

-Es cierto... si hubiese estado ahí...

-No chicas, no importa... pero como si no fuera obvio, no me quiero volver a enamorar.

-Te apoyo, el amor es un asco.

-El amor no es un asco- protestó sinceramente, Lizzie -Julieta, estás saliendo con Angel; y Marie, quizá tu verdadero amor aún no llega.

-Si puede que sea verdad...- dijeron ambas.

-¡Miren!- apunto Marie -Es Maite...

-Con Miguel...- completó la frase, Julieta.

-¿Creen que hayan vuelto?

-No lo creo, pero hay que averiguar- llega Roberto.

-¿Qué tal chicas?- pregunta sonriente.

-Pff... todo normal, ya sabes trabajando- dijo sonriendo.

-Me parece bien- voltea a ver a Lizzie -Amor es hora de irse...

-Pero es que quería hablar con Miguel.

-Recuerda que estás embarazada.

-Pero no enferma... si quieres te vas tú y luego te alcanzo.

-No... bueno, te espero... solo no bebas nada de alcohol.

-No soy como tú, Roberto- dijo en broma.

-Ya lo superé...- se acerca a darle un beso a Lizzie.

-¡Iu!- exclamó Julieta -Vamonos de aquí Marie, antes de que llegue a algo más- la toma del brazo y se va.

Ríen y se siguen besando.

"La noche se había ido... y todos bailaban entre sí. Al fin y al cabo, todos eran felices con sus vidas... de una forma inesperada... quizá no terminaron con el amor de sus vidas, pero habían encontrado la felicidad de cierta forma. Teniendo hijos, matrimonio o simplemente feliz solteros. Todos envidiaban la pareja de Roberto y Julieta por ser finalmente los ganadores del premio mayor, pero... en el fondo todos eran afortunados por todo lo que tenían, no todos tienen tanto éxito en la vida..."

Marie había terminado definitivamente su relación con Daniel y ahora se enfocaba en una sola cosa, su trabajo y en ser la madrina del futuro matrimonio de Julieta y Angel.
Miguel se iría otra vez a Australia con su prometida, para por fin casarse y vivir juntos allá.
Maite y Liam seguirían sus vidas juntos... tal como Roberto y Lizzie.

Entonces... ahí estaba Maite, en lo oscuro de la habitación, corriendo sin saber por qué, se estaba oscureciendo y todo estaba demasiado silencioso, algo que le perturbaba, entonces... ve a Miguel frente a ella.

-Tranquila... estás a salvo.

-Estando a tu lado, sé que lo estoy- sonríe dulcemente -Miguel... ¿qué pasará con nosotros?

-Puede que no estemos por siempre juntos pero quiero que confíes que mi amor hacia ti fue y será eterno.

-Confio...- al acercarse para besarle, despierta bruscamente al sentir la presencia de Liam en el cuarto.

Mira el cuarto como si fuera extraño para ella. y ve a un lado a Liam durmiendo desnudo a un palmo de ella... por impulso, comienza a acariciarle el cabello y sonríe mirando la noche estrellada a través de la ventana...

-Por siempre y siempre...

-¡Fin!
_________________________________________________

Ush!!!!!!!!!!! mucha gente de seguro me odió por el cap, lo lamento es que estoy con depre y por alguna razón detesto la felicidad... no broma, pero debía terminar así, lo siento. Bueno... gracias por haberme seguido a lo largo de la serie, estuve encantada de haber escrito esto, no sé porqué pero... Wow!!! me puse sentimental con el cap u.u bueno... espero que vean "Mi Dulce Locura" la subiré pronto :D Gracias!!!

sábado, 3 de septiembre de 2011

The Jemi Movie //Better than Revenge// {3º Parte}

Hola chic@s!!! espero que les guste esta parte de la movie, la verdad no estoy muy inspirada pero en verdad espero que les guste. No olviden ver la final de "Por Siempre Juntos" y votar en la encuesta ;)
Oh y para que no se olviden de quienes eran los personajes, aquí se los dejo :B

*Demi Lovato ~ Lisa Aniston
*Joe Jonas ~ Ethan Haider
*Ashley Greene ~ Mariah Livade
*Sterling Knight ~ Max Felton
*Selena Gómez ~ Christina Martin
*Taylor Swift ~ Sonia Martin
*David Henrie ~ Alex Milton
*Nick Jonas ~ Adam Martin
*Miley Cyrus ~ Hayley Parker
*Taylor Lautner ~ Hugo Clinton
___________________
Lisa POV:

-¡Oh por Dios!- exclame sorprendida -Sabía que Mariah era una perra pero no tanto como para sacarse fotos desnuda- dije en un tono asombrado.

-Lo sé... no me lo creo, ahora si podrán echar a esa profesora.

-¿También la odias?- pregunté curiosa.

-¿Odiarla? Pff... ¡Pues claro! No enseña bien y gracias a ella estoy obligado a limpiar después de clases...

-Es una...

-Ya deja de decir palabrotas- dijo riendo

-Es que esa chica... ¡la odio! ¡Simplemente la odio!

-Lo sé y también yo, pero estas son pruebas suficientes como para hacer que la despidan.

-Desearía que se fuera lo antes posible...- dije en susurro

-Y bueno, ¿qué esperas?

-¿Crees que podamos ir ahora?

-¡Claro!- dijo emocionado.

-¡Whoa! ¡Te amo!- grité emocionada y lo abracé fuertemente.

-Eh... Lisa...- dijo cerca de mi oído algo incomodo.

-¿Qué?- pregunte desconcertada separándome de él. ¿Le habrá molestado que le haya dicho "te amo"? ¡Pero si es mi amigo!

-Gira.

"Obedecí su petición y vi a Max parado en el umbral de la puerta, con una cara roja de tanta ira. Cuando estaba preparada para decir algo, él se había marchado rápido. Voltee a ver nuevamente a mi amigo, Ethan, y a través de su mirada podía descifrar lo que me quería decir. Salí corriendo por la búsqueda de mi novio y lo último que vi fue a él entrando en la casa de mi odiosa vecina, Mariah. Llegué a apretar tan fuerte mi puño que se sentía como cuchillo, sin pensarlo dos veces, me devolví y me vestí rápidamente para poder ir a visitar a Mariah. Caminé silenciosamente en las veredas de afuera, miré la ventana y vi a esos dos riendo. No sabía cómo entrar, y no podía golpear la puerta para que después desmintieran todo lo que había visto, por eso, idee un plan. Miré arriba y vi una ventana abierta, decidí escalar pero recordé que era pésimo en gimnasia, estaba perdida... pero aún lo intentaba, como verán, soy perseverante. Ya me había caído unas cuantas veces  y cuando lo iba a intentar nuevamente, sentí una energía inmensa en mi hombro derecho, voltee a ver y ahí estaba mi amigo, Ethan, sosteniendo mi hombro, preocupado al haber observado todo lo que hacía"

-¿Estás loca? ¡Podrías caerte de una gran altura!

-No tengo opción, ahora si quieres puedes quedarte a mirar o a ayudarme

"Su rostro preocupado cambió repentinamente al mostrar un rostro dudoso, pero ya sabía que me respondería"

-Bien... estaré aquí afuera por si ocurre algo.

"Se inclino ante mí y me levantó con gran agilidad hasta alcanzar una roca que sobresalía. Asustada por la altura a la que estaba, solo una cosa me impulsaba a seguir, la ira. Con gran esfuerzo pude llegar hasta la ventana del cuarto de "ella" el cuarto era un horror, me da... vergüenza de estar ahí. Todo rojo, menos el color de la pintura del cuarto, que era blanco. Fuera de eso todo parecía ser de una pro***tuta. Sin ver más, pisé delicadamente el piso y bajé un solo escalón para escuchar todas las barbaridades que hablaban. Mis ojos se llenaron de lagrimas cuando escuché esas simples palabras que me dolieron en lo profundo de mi corazón: "Dame tiempo y pronto estaremos juntos..." dichas por Max... el resentimiento, el dolor, la frustración y la pena me llevaron a hacer otra locura"

-¡¿CÓMO PUDISTE?!- le grité desconcertada con los ojos llorando.

-¿Qué? ¿Cómo diablos entraste a mi casa?- preguntó enojada.

-Lisa, por favor... no pierdas los estribos- dijo Max intentando calmarme

-¡Me da igual si los pierdo o no! ¿cómo pudiste haberme hecho esto, A MÍ?

-No es lo que crees...

-¿A no? ¿Entonces qué es?- pregunté furiosa

"Vi los ojos azules de Max desteñirse a plomo como todo lo que veía, todo era oscuro ahora... y parecía que solo nosotros existíamos. Mi vista no se despegaba ni un solo segundo de la suya... pero él decidió irse por el camino sano, huir como un niño pequeño. Lo seguí hasta afuera y comencé a gritarle"

-¡No me dejes así!- le grité espantada -¡Sé hombre y dime la verdad!

-Lisa no te averguenzes a ti misma...- dijo con calma.

-¿Por qué...?- susurré entonces el vino hasta mí.

-¿Y tú te crees la victima de todo? ¡Vi como ese chico Ethan estaba encima tuyo!- gritó más furioso

-¡Se cayó encima de mí! Además es solo mi amigo, ¡No como esa puta a la que le hablabas!- grité llorando desesperada.

-¡No es una puta, y déjala en paz!- al fin relajado mira fijamente mis ojos -Y ella no eres tú... porque creo que ella es una mejor novia que tú alguna vez serás.- sin mayor remordimiento da media vuelta y se aleja del desastre que habíamos provocado.

-¡Lisa!- gritó Ethan al verme tan mal

-Ethan.- le miré con los ojos llorosos -Lo perdí...- comencé a llorar desesperadamente y lo único que esperaba era un abrazo pero entonces él tomó mi mano y me levantó de golpe.

-Deja atrás las lagrimas él no las merece.

-Pero yo...

-Lo quieres, lo sé y demasiado... pero necesitas tiempo para poder pensar mejor.- toma mi mano -Vamos, te iré a dejar a casa.

Ethan POV:

"No voy a mentir, me dolió haber visto a mi amiga destruida, literalmente, pero también me alegraba saber que se había librado de una basura como Max lo era. Fui a dejarla a casa y le serví un poco de agua para que se pudiera relajar, pero seguía llorando y llorando... me partía el corazón. Había pasado una hora hablándole para que por fin se tranquilizara, pero tuve que hacer algo de lo que me arrepiento mucho, en su agua puse una pastilla para dormir. Estaba desesperado, me dolía ver como Lisa no paraba de llorar, por último esto la alivianaría un poco. Por fin habían resultado los efectos esperados y Lisa estaba durmiendo, la acurruqué con su manta preferida y la llevé hasta su cuarto para que pudiese dormir mejor, fue entonces cuando por fin me iba de su cuarto que una caja se cae, maldije al viento y rogué para que Lisa no despertara pero recordé que tiene el sueño pesado, estaba a salvo. Entonces me agaché a recoger las cosas y encontré miles de cartas, fotos y... regalos. En cuanto vi la primera carta, quedé devastado..."

Querida Lisa:

"Amor aquella noche en que hicimos saltar chispas en la ciudad, fue la mejor noche de mi vida. Definitivamente eres lo que más amo en el mundo, sabes que jamás te dejaría, mi vida sin ti sería tan vacía... Agradezco a Dios haberte puesto en mi camino y a ti por amarme tal como soy. Sabes que yo te amo así, no me importa si alguna vez fuiste una gorda con lentes, no, me importa que seas tú, te amo. Y pues... no sé que más decir, sabes que demuestro mi amor de otras formas.

De: Max Felton"

"Solté de inmediato la carta, espantado por supuesto... no lo podía procesar dentro de mi mente, era mucha información en tan poco tiempo... Entonces comencé a ver sus fotos, si era verdad, Lisa era algo... gordita pero no tanto, también usaba lentes, cualquiera diría que fue nerd pero... raramente era linda. Ya veía por qué Max fue tan importante para ella, ¡Él le había robado la virginidad! Wow... y yo casi podía asegurar que era sana... fuera de los cigarros, era sana. Escapé de su casa y cuando por fin llegue a mi casa pude respirar... ¿por qué me afectaba tanto saber todo lo que había sucedido con ella? Después de todo la vengo conociendo desde hacía apenas un mes. Sería que... ¿ya era alguien importante en mi vida?"

~Al día siguiente~

-Hola Ethan...- dijo desanimada Lisa a su amigo.

-Hola brillitos, ¿cómo amaneciste? ¿te sientes mejor?

-Desearía decir que si- baja la mirada

-Hay vamos Lisa, ese dolor ya pasará no te preocupes, solo trata de no pensar en él.

-¿Cómo quieres que no piense en él si todos comentan?- pregunto irritada.

-Hay por favor... no creo que sea para tanto.

-Ethan, la prepa es pequeña y todos se conocen entre sí. Hasta lo publicaron en el diario escolar.

-Por favor...- dijo entre risas, entonces Lisa le enseña el titular del diario y se da cuenta que es cierto -Wow...

-Ya lo sé...- ambos escuchan en sonido del timbre -Te veo en el castigo.

-Está bien...

"Pasaban las horas y por fin Ethan y Lisa se reunieron en la última clase del día, ambos iban a estar prácticamente toda la tarde juntos, castigados, pero estaba bien, según ellos... ambos disfrutaban de la compañía mutua. Ya eran las 2:30 y era tiempo de ir con el director"

-Lisa, estoy de acuerdo en que ambos odiemos a Mariah, pero... ¿qué tal si no es correcto lo que haremos?

-Me da igual si es lo correcto o no, quiero que esa desgraciada sufra todo lo que me ha hecho sufrir- dijo enojada entrando a la oficina del director. -Director, yo...- se queda impresionada por ver lo que estaba en frente. -Oh por Dios...

Lisa POV:

"¡Es que esa tal Mariah no podía ser más p***! Teniendo relaciones sexuales en un colegio encima con el director... eso ya era demasiado"

-¡Lisa! ¿Qué acaso no sabes tocar?- pregunta furioso el director mientras se vestía.

-Pues... tocar, no tan bien como usted- dije en un tono de burla.

-Que sin respeto...- dijo Mariah devastada.

-¡Tú te callas!- grité.

-¡No le faltes el respeto a tu profesora!

-Por favor... que profesora ni que nada. Esta mujer- apunté con el dedo a Mariah -Es una ****

"En cuanto dije eso, ambos se quedaron sorprendidos por mi picantería"

-¿Cómo te atreves...?

-Revise en internet, y verá fotos de su querida profesora, sin ropa. Aparte de eso, sale con un alumno, e incluso... ya han tenido relaciones sexuales.

-Director, no le crea... está loca- dijo desesperada mi querida "profesora" al director.

-Fuera de aquí...- dijo en susurro.

-Pero...

-¡Fuera de aquí, Lisa!- gritó más que furioso entonces ve de reojo a Mariah -Y tú, despedida.

-Pero...

-¡Nada de pero, fuera!

"Sonreí maleficamente en cuanto salí de la oficina. Vi que Ethan estaba sentado ahí, escuchando música pero sin despegar su mirada curiosa sobre mí"

-No me dirás que...

-Lo logramos, está despedida- dije emocionada.

-¡Genial!- gritó emocionado, abrazándome.

-¡Lisa!- escuché la voz de Max detrás de mí.

Lo miré confundida entonces decidí acercarme lentamente a él -¿Qué quieres?

-No puedo creer que hayas hecho eso... no eres lo que yo creí que eras.

-Oh... ¿entonces yo cambié? ¿Qué me dices de ti "señor don Juan"?- pregunté irritada.

-Ambos sabemos que se puede esperar cualquier cosa de mí... pero todos te describen por ser amable y buena persona... ¿qué dices sobre eso?

"Eso llegó como un atentado a mi corazón. Era verdad... me rebaje a su nivel e hice cosas de las que me arrepiento. No voy a decir que no odio a Mariah, porque la odio... pero no puedo creer lo que acababa de hacer... estaba muy decepcionada de mí misma"

-Yo... lo siento- dije en susurro.

-¿Que lo sientes? ¿Y eso de qué sirve?- me mira decepcionado y rápidamente se apartó de mí -Me da asco tu presencia...- fue lo último que dijo antes de que se fuera.

-Lisa...- dijo Ethan.

-Solo... déjame sola.- le rogué y entonces me fui a casa, ignorando que debía quedarme por el castigo de hoy.

"Me senté en la vereda que estaba frente de mi casa y me puse a pensar en lo que había provocado. Estaba cegada por tanto remordimiento, celos, envidia, confusión, odio e ira... que me hizo hacer cosas de las que yo creía que jamás haría... pero lo hice. Me sentía pésimo, tenía un inmenso sentimiento de culpa que nadie podría entender, creo que lo único que me quedaba por hacer era renunciar a esta guerra como una buena perdedora. Estaba apunto de entrar a casa, entonces vi el auto rosa de Mariah, suspiré nerviosa y me acerqué hasta su casa"

-Mariah yo...

-¿Lo lamentas?- miró seria la expresión de mi cara.

-Pues claro que si... bueno creo.

De la nada comienza a reír -Que patética eres...

-¿Disculpa?- pregunté confundida.

-¿Qué acaso no te acuerdas de lo que te había dicho el otro día?
(Comienza flash-back)

-¡Basta ya!- acerca su desastrosa cara sobre la mía y me mira con ojos de hielo -Yo que tú cuido lo que tienes porque lo perderás todo, cuando menos lo esperes.

-Eso ya lo quiero ver.

(Fin Flash-back)

-Todo esto lo habías planeado.

-Pues obvio... Ni loca me iba a quedar en un colegio como una aburrida profesora, yo puedo hacer lo que se me antoje y no descansaré hasta verte sufrir.

-¿Verme sufrir? Ya me quitaste a mi novio, ¿qué más quieres de mí?- pregunté harta.

-Tu felicidad... todo... en realidad... sería una delicia verte destruida- sonríe ambiciosa y entra a casa.

-Esto no es bueno... no lo puedo permitir- me dije para mí misma.